martes, 27 de noviembre de 2018

CERRO PERALES, LA VIDA ENTRE LA NIEBLA.


Cerro Perales. La Vida Entre la Niebla.
En reconocimiento y agradecimiento a Don Pedro Javier Mercado Díaz

Taltal desde las alturas de Cerro Perales

     Cerro Perales. Es un imponente promontorio de la cordillera costera del norte de Chile que se yergue desafiante y majestuoso en las espaldas de la ciudad de Taltal. Por su altura, actúa como un enorme biombo atrapa nieblas, permitiendo la vida y sobrevida de un gran número de especies, algunas de ellas – especialmente la flora - consideradas únicas en el mundo.

     Según Gajardo, Cerro Perales se encontraría ubicado en la subregión vegetacional del desierto costero de Taltal, espacio en donde las formaciones vegetacionales cubren las laderas occidentales de la cordillera de la Costa hasta unos 1.500 m.s.n.m. La vida vegetal en estas áreas es de un desarrollo excepcional y existe una importante riqueza de especies debido al aporte de las neblinas, llamadas camanchacas, frecuentes en el área y que dan mayor sustento hídrico a las comunidades de plantas. Se registra, además, un importante número de especies con un alto nivel de endemismos.



Exploración de Caminantes del Desierto:

     Viajamos muy temprano en la mañana desde Antofagasta con destino a Taltal para iniciar nuestro recorrido a la cumbre del Cerro Perales por un camino vecinal habilitado para los vehículos de tracción doble, un camino que se estableció en décadas pasadas para acceder a la cima y habilitar las numerosas antenas de comunicación presentes en el lugar, entendemos (por los estudios) que los caminos son nefastos para la vida natural puesto que generan un fuerte impacto ambiental para la zona, interrumpe el transito normal de la fauna, erosiona irremediablemente los suelos y permite el acceso a todo tipo de personas, pero son los taltalinos los dueños de casa y son ellos quienes deben cautelar su patrimonio, nosotros solo somos visita.

Camino vecinal

     Damos inicio: A eso de las 11:00 hrs. el clima era muy grato, cielos totalmente cubiertos por la camanchaca, aunque con bastante humedad ambiental. Según el experto – Don Pedro Mercado – a eso de las 14:00 hrs. se despejaría y podríamos ver la cumbre. Personalmente me interesa la aparición del sol para ver asomar a los invertebrados y los reptiles. Difíciles de captar con este clima.  

     No es necesario avanzar demasiado para comenzar a embriagarse de los aromas y de los olores producto de la humedad del lugar, los colores se suceden variados por la presencia de una gran diversidad de flores en donde predominan los colores amarillos, naranjas y rosados, la tierra ocre del inicio se va perdiendo mientras vamos avanzando y es remplazada por el extraño verde, digo extraño por tema de costumbre, en este norte no estamos muy acostumbrados al color de la vida natural.

Avanzando a la cumbre

     El canto de las aves se torna cada vez más habitual y melódico, las vistas se tornan mejores, para no decir espectaculares, Taltal asoma tras una loma en conjunto con la bahía de abrigo, lejos se pueden observar parajes en donde jamás hemos estado y que nos invitan a conocer.

     Seguimos avanzando, aunque el camino es empinado, pero es un camino, al fin y al cabo, no hay cansancio, aunque ya llevamos 3 horas de caminata y tenemos muy claro que estamos lejos de la cumbre prometida. A las 14:00 hrs. asoma el sol y de inmediato asoman los reptiles solariegos, las culebras cruzan el camino, asoman los minúsculos (invertebrados) en su vuelo frenético de flor en flor. Las cámaras se hacen pocas para captar este estallido de vida, todos los integrantes dispersos, pero todos atentos, nadie se puede alejar.

Asoman los polinizadores

     Llegó la hora límite. 15:30 hrs. Es el momento de bajar. Nos informan por radio que el grupo explorativo llegó a la cumbre marchando en más de las veces a campo traviesa, mientras que el grupo que va por el camino no tuvo igual suerte, pero el objetivo era el importante y en esta oportunidad el objetivo era la biodiversidad, pudimos captar cientos de imágenes, con igual número de especies que nos permitirá elaborar un álbum propio del lugar y ya volveremos para alguna que otra minucia que se nos hubiese olvidado u omitido. Solo nos resta agregar que Taltal (comuna) es una maravilla, que su potencial turístico es enorme (aunque no puede seguir siendo solo potencial, es momento de concretar) y que la vida natural debe ser protegida a toda costa ya que es patrimonio de los Taltalinos (por ningún motivo se debe permitir a unos pocos destruir, saquear, extinguir, el patrimonio de toda una comunidad).

Caminantes del Desierto     

     Hasta pronto Taltal, hasta un próximo regreso al Cerro Perales. Las imágenes hablarán por nosotros. 

 La gente llegó a la base del Perales


 La gente llegó a la base del Perales






 





















CERRO PARANAL. DONDE ESCUDRIÑAN EL UNIVERSO


Observatorio Cerro Paranal. 
Donde Escudriñan el Universo.

Observatorio Cerro Paranal

     Fueron algo más de dos horas lo que duró nuestro recorrido al observatorio Cerro Paranal. Visita en la cual tuvimos acceso a varios espacios muy interesantes, contamos con una charla bastante didáctica por parte de los guías, y pudimos conocer la tecnología que se usa para escudriñar el cielo y procurar desentrañar las preguntas ancestrales, ¿cómo se creó el universo? y ¿estamos solos en esta inmensidad?, pero ¿qué es Paranal?



     El Observatorio Paranal es un observatorio astronómico óptico operado por la European Southern Observatory, ESO, y se encuentra ubicado en la comuna de Taltal, región de Antofagasta-Chile.

     La estructura se encuentra sobre el Cerro Paranal en el desierto de Atacama, perteneciente a la cordillera de la Costa, a 2635 m.s.n.m, distante a 130 km al sur de Antofagasta, a 55 kms. del poblado de Paposo y 104 kms. de la ciudad de Taltal.

     Fue inaugurado de manera simbólica el 4 de diciembre de 1996, por el entonces presidente Eduardo Frei Ruiz-Tagle y el Rey de Suecia Carlos XVI Gustavo.

     En cuanto a su composición. El Observatorio Paranal se compone por el Very Large Telescope (VLT), que posee cuatro telescopios de 8,2 m. Estos cuatro telescopios principales pueden combinar su luz para utilizar un quinto instrumento, el Very Large Telescope Interferometer (VLTI). Estos telescopios tienen nombres tomados del idioma mapuche: Antú (Sol), Kueyén (Luna), Melipal (Cruz del Sur) y Yepún (Venus). Además, posee cuatro Auxiliary Telescopes (AT) de 1,8 m que pueden añadirse al VLTI en caso de que los telescopios principales estén siendo utilizados en otros proyectos, un VLT Survey Telescope (VST) de 2,5 m y el Visible & Infrared Survey Telescope for Astronomy (VISTA) de 4 m, con amplios campos de visión para examinar áreas extensas del cielo de manera uniforme.


     Fue - sin duda alguna – uno de los recorridos más interesantes al que hemos asistido durante este año 2018 y solo nos resta agradecer esta enorme posibilidad, la cordialidad de cada una de las personas que nos atendió (Recepción, guías y personal) y por, sobre todo, el conocimiento entregado. Será hasta una próxima oportunidad.

Referencias:
Cerro Paranal (Página oficial)


Imágenes






 
 






 







El Hotel de ESO en el cerro Paranal.


A considerar. La Residencia, sólo ofrece alojamiento y alimentación para el personal de ESO. No es posible pasar la noche en Paranal.







Caminantes del Desierto en el Observatorio Cerro Paranal.